Entradas

La Esencia del Aceite: Aromaterapia – Inicio

Cada aceite tiene una identidad, un aroma y unas características propias. Los aceites esenciales se han usado desde la antigüedad con diversos fines: tratar enfermedades, como productos de belleza o en el proceso de momificación. Los llamaban la quinta esencia de las plantas y los alquimistas los usaban en sus brebajes y medicinas, antiguamente. Hoy en día, la calidad de estos aceites es muy importante en la aromaterapia.
Los aceites esenciales están presentes en muchas plantas, especialmente en las denominadas aromáticas, que son aquellas capaces de producir esencia en sus órganos productores (hojas, flores, corteza, frutos, raíz…).
Un aceite esencial se obtiene, principalmente, por destilación y por expresión.
– En la destilación, las gotas de esencia de la planta se obtienen utilizando un alambique.
– La expresión, o extracción por prensado, se suele usar para extraer las esencias de cítricos (naranja, limón, bergamota), que se encuentran en las cáscaras frescas.Los aceites esenciales son altamente concentrados, por lo que para su producción se requiere una gran cantidad de materia prima. Por ejemplo, para obtener 90 ml. de aceite esencial de lavanda se requieren 100 kilos de la planta. Esto explica el coste tan elevado de algunos aceites.

Están formados principalmente porterpenoides volátiles. Las sustancias responsables del olor suelen poseer en su estructura química aldehídos, cetonas, ésteres, etc. Además, de su composición química derivan sus propiedades terapéuticas; los aceites esenciales tienen una acción antiséptica, antibacteriana, diurética, antiespasmódica, sedante, tonificante, depurativa, antirreumática, afrodisíaca… Pero estas mismas sustancias químicas, presentes en los aceites esenciales, tienen como contrapartida el ser potentes irritantes de la piel y de las mucosas, por lo que pueden ocasionar molestias en las personas sensibles a dichas sustancias, sobre todo, si se toman en grandes dosis. Por consiguiente, siempre tienen que diluirse en un aceite portador.

LA AROMATERAPIA

La aromaterapia es la utilización terapéutica de los aceites esenciales. Puede complementar muchas formas de tratamiento.

Existen distintas formas de utilizar los aceites esenciales en aromaterapia, pero las más utilizadas son:

– Vía atmosférica: los aceites esenciales son productos aromáticos y varios de ellos están específicamente adaptados para ser difundidos en la atmósfera, gracias a un difusor especialmente indicado para ello. No todos los aceites esenciales son buenos para ser difundidos; por ejemplo, no se deben poner en un difusor los que contengan fenoles (tomillo, ajedrea, clavo, etc.), ya que pueden irritar las mucosas respiratorias. Los perfumes de los aceites esenciales afectan a nuestro estado emocional, por lo que la fragancia elegida, en la terapia, deberá ser agradable para el paciente.- Vía cutánea: la mayoría de los aceites esenciales no deben utilizarse directamente sobre la piel. Generalmente, se utiliza una base de aceite vegetal (avellana, almendra, etc.) a la que se incorpora un porcentaje más o menos importante de aceite esencial, dependiendo del efecto buscado y de la naturaleza del producto. Se obtiene, así, una loción que se utiliza en fricción o masaje y que permite una excelente absorción de los compuestos aromáticos. El más conocido de su modo de empleo es en masaje.

Ciertos aceites esenciales puros son irritantes sobre la piel; concretamente, los ricos en monoterpenos y fenoles.
Otra forma de utilizar los aceites esenciales por vía cutánea (y una de las formas más beneficiosas de la aromaterapia) es en baños. Los aceites esenciales incorporados al agua caliente son absorbidos rápidamente por los tejidos del cuerpo, y los vapores aromáticos son inhalados. El baño aromático relaja y elimina tensiones que bloquean, a menudo, las funciones vitales del organismo. Recomendamos practicarlo varias veces al mes.

En el número siguiente, detallaremos los distintos aceites esenciales y su utilización.

Elastic Tits

La esencia del aceite: aromaterapia

Cada aceite tiene una identidad, un aroma y unas características propias. Los aceites esenciales se han usado desde la antigüedad con diversos fines: tratar enfermedades, productos de belleza, etc.

Los aceites esenciales son exhalados por las flores, las plantas y ciertos árboles aromáticos y se pueden encontrar en las hojas, la flor, las semillas, los frutos, la corteza el tronco o en las raíces.

Presentamos a continuación una pequeña guía con algunas de los aceites esenciales y sus propiedades beneficiosas para el ser humano.

   * Modo de empleo:

   – Uso interno: entre 1 y tres gotas diarias. Siempre con moderación

   – Uso externo: aplicados por inhalación, compresas, baños y masajes siempre que estén diluidos en un aceite portador (aceite de  almendras,  avellanas, macadamia, jojoba, aguacate, etc.).

 

ACEITE PROPIEDADES MODO DE EMPLEO*  INDICACIONES
ALCANFOR Vasoconstrictor, antiinflamatorio, diurético Usar con precaución Comodín para todos los dolores y para el acné (no en la cara)
ÁRBOL DEL TE Antiviral, antiséptica, bactericida, antifungido, estimulante y sudorífica Uso interno y externo Resfriados, otitis, hemorroides, varices, astenia, depresión nerviosa, picaduras, heridas, etc.
ÁRNICA Antiinflamatoria, purificante de sangre, descongestiva Uso externo

(no ingerir)

Buena para contusiones, moratones, esginces y la circulación
BENJUÍ Estimulante y relajante, buen expectorante Uso externo

(no ingerir)

 Llagas en el cuerpo y manos
BERGAMOTA Antidepresiva, depurativa sanguínea de vías urinarias Uso interno y externo. Precaución, es fotosensibilizante Cistitis, dolores de garganta y problemas en la piel (soriasis y eccemas)
CARDAMOMO Terminizante y reina de las ciáticas Uso interno y externo Aumenta la temperatura, dolor abdominal y digestivo, acidez, tos, espasmos y retención de orina
CAJEPUT Antiséptico, fluidificante, diruético Uso externo

(no ingerir)

Edemas, varices, piernas cansadas, picaduras de insectos, neuralgias
CEDRO Antiinflamatorio,descongestivo linfático y antiséptico genito urinario Uso externo

(no ingerir)

Caspa, alopecia y seborrea (echar una gota en el champú habitual).

Para recuperar confianza

CIPRÉS Vasoconstrictor, astringente, antiespasmódico Uso interno y externo, desaconsejable en embarazadas Varices y hemorroides. Ataques alergia, tos y asma. Purificador del ambiente junto con el enebro
CLAVO Reina antiséptica, bactericida, antiinflamatoria Uso externo

(no ingerir)

Dolor de muelas (con un algodón) e infecciones dentarias (gengivitis), traumatismos y flatulencias
ENEBRO Antirreumático, diurético, antiinflamatorio, vigorizante Uso externo

(no ingerir)

Lumbago, dolores articulares, protege los ambientes junto con el ciprés
ESPLIEGO Reina de la musculatura Uso externo

(no ingerir)

Ciática, cicatrices (cuando está cerrada la herida), reumatismo, sinusitis (inhalaciones)
EUCALIPTO Balsámica, antiséptico general, febrífugo con menta, expectorante y mucolítico Uso interno y externo Infecciones ORL, herpes simple o zóster, usar en heridas de difícil curación o quemaduras.
GERANIO Sistema linfático, diurético, reafirmante, Uso externo

(no ingerir)

Buen repelente de insectos, para la flacidez, celulitis y edemas
INCIENSO Expectorante, sedante, regenerativo Uso externo

(no ingerir)

Uno de los mejores regeneradores de la piel junto con el neroli
JAZMÍN Muy femenino, antidepresivo, antiespasmódico Uso externo

(no ingerir)

Afrodisíaco suave y para dar confianza, usado en cosmético para estrías
JENGIBRE Buen fluidificante, tónico del intestino grueso, calorífica Uso externo e interno con precaución Resfriados,  reumatismo
LAVANDA Comodín de los aceites esenciales. Analgésica, sedante, antiespasmódica Uso interno y externo Insomnio, cicatrices, dolores musculares, reglas dolorosas. Junto al geranio se usa en drenaje linfático
LEMON-GRÁSS Buen antiséptico y antiinflamatorio Uso externo

(no ingerir)

Bueno para los quistes, pies casados y sudorosos
LIMÓN Reina alcalinizante, astringente,  potenciador glóbulos blancos, Uso interno y externo Buen bactericida y depurativo de sangre. Se puede usar sin diluir en verrugas y granos
MANDARINA Gran esencia de los niños, sedante Uso externo e interno Carminativa en insomnio en niños
MANZANILLA Reina antiespasmódica, hidratante y calmante Uso interno y externo Colon y reglas, emenagogo, sinusitis, rejuvenecimiento cutáneo
MEJORANA Femenina, analgésica, neurotónica, reequilibrante nervioso Uso interno y externo Sistema respiratorio, adicciones, analgésico muscular, afonías
MENTA Digestiva, antipútrida, antiespasmódica, vasoconstrictora Uso externo e interno con moderación En masaje ideal para el dolor de cabeza, bajar la temperatura, fermentaciones intestinales, sinusitis.
MIRRA Regenerador cutáneo Uso externo

(no ingerir)

Usarlo con el sándalo y Niaouli para regenerar la piel
NARANJA Antidepresor, sedante, regenerador celular Uso interno y externo. Precaución fotosensilizante Estomacal, insomnio, problemas de piel (acné) y estrés
NEROLI Reina citofiláctica (regenerador de pieles), sedante, tónica, antidepresor Uso externo

(no ingerir)

Estrés, nerviosismo, insomnio, quitamanchas cutáneo, depresión nerviosa
NIAOULI Antiséptico , antiviral y antibacteriana Uso interno y externo La mejor para el pulmón, garganta y sistema urinario. Regenera tejido quemado, emenagogo, otitis, herpes
PALO DE ROSAS Astringente y reafirmante Uso externo

(no ingerir)

Para pieles envejecidas y flácidas junto con la albahaca
PINO Estimulante y balsámico, antiséptico urinario Uso externo e interno con moderación Suprarrenales, dolores musculares y procesos catarrales
ROMERO Reina de los tónicos Uso externo e interno con moderación Artritis, problemas musculares. Para estudiar y fijar conceptos
ROSA DAMASCENA Antidepresivo, regenerador celular, antiinflamatoria, tónico vascular y digestivo, sedante Uso externo e interno Depresión, trastornos menstruales, cicatrizante, hidratante y flacidez
SÁNDALO Antidepresor, euforizante, diurético Uso externo

(no ingerir)

Afrodisiaco masculino, bueno para las pieles secas y grasa,favorece la meditación y la creatividad
TOMILLO Antiséptico, antiviral, inmunoestimulante, antiinfeccioso Uso interno y externo Reumatismo y problemas musculares, infecciones ORL
YLANG- YLANG Estimulante, acción regeneradora piel y antidepresor Uso externo

(no ingerir)

Cuidado del cutis, arrugas, regula las reglas, afrodisiaco femenino

Elastic Tits

El poder de los aceites esenciales en el tratamiento de la afonia

Es todavía el día de hoy, en el recuerdo los remedios contra la gripe y resfriados que mi madre una y otra vez repetía todos los inviernos. Recuerdo la casa impregnada con olor a tomillo -resultado de los vahos de vapor- recuerdo las famosas gárgaras de miel y limón, y los indispensables caramelos de menta que siempre llevaba en el bolso.

Pasados los años, recuerdo la eficacia y el alivio que suponían esas prácticas; por ello quise conocer el por qué y comprendí la necesidad de descubrir el modo de acción, así como encontrar los argumentos científicos que sustentaban tal eficacia.

Dentro de todos los efectos que provocan las afecciones invernales, algunos de los  más molestos son el dolor de garganta y  la afonía: En gran medida, dependemos de nuestras voces para informar y comunicarnos con nuestro entorno, es por ello que el cuidado de la voz resulta de gran importancia para no vernos limitados en nuestros quehaceres cotidianos, en definitiva, en nuestro día a día.

Cada vez son más los demandantes de  remedios naturales para el tratar los dolores de garganta y la afonía. Es por ello que en esta ocasión me gustaría hablaros del poder y fuerza de los aceites esenciales.

Los aceites esenciales se obtienen únicamente de algunas plantas aromáticas; plantas que desde siempre al ser humano le han fascinado; la fragancia de una flor es motivo suficiente para despertar interés, olvidar nuestros problemas, tener presente recuerdos, abrirnos el apetito o permitimos respirar a pleno pulmón.  Todos estos aromas que disfrutamos son los aceites esenciales,  son las fragancias naturales de las plantas. Estas fragancias son producidas por las plantas para su propio beneficio: repelente para insectos,  adaptación frente al estrés hídrico o intervenir activamente en los procesos de polinización.

Los aceites esenciales son líquidos, generalmente de escasa solubilidad en el agua. En cuanto a su composición química, generalmente, son mezclas complejas y ÚNICAS, formadas por un alto porcentaje en terpenos, y en menor medida, compuestos aromáticos. Esta heterogeneidad química trae como consecuencia las variables y diversas propiedades farmacológicas que presentan casi todos los aceites esenciales. Esto hace imposible la descripción detallada de todas ellas, así que, si me permitís, me acercaré a aquellas que nos ayudarán a reducir la afonía y mejorar nuestro bienestar bucal.

El Aceite esencial de limón: El aceite esencial de Limón se ha utilizado desde la antigüedad, pero alcanza la fama máxima cuando la Armada Británica comienza a utilizarlo para evitar el escorbuto de sus soldados en sus largas expediciones.

Una manera de conocer su importancia es conocer la cantidad de aceite esencial de limón que se produce, su producción sólo es superada por el aceite esencial de naranja; actualmente se producen 2500 toneladas al año.

Su obtención procede de la piel del limón, y se extrae mediante la presión de unas esponjas, las cuales después se exprimen.

Su composición: Limoneno (90%), Citral (2-3%), Cumarinas (Bergamotina y Limetina) y Flavonas (Diosmina y Limotricina).

Para los fitoterapeuticos franceses, el aceite esencial de limón recibe el nombre de Polivalent (Cura todo), por eso es imposible reflejar todas las cualidades,  de todas ellas citaremos sus propiedades antisépticas, antibacterianas y antivirales; además de utilizarse para aliviar el dolor de garganta (de ahí la práctica de realizar gárgaras con limón)

El Aceite esencial de tomillo: Este aceite esencial proviene de las partes aéreas del Thymus vulgaris. Se trata de una planta utilizada y muy extendida en la cuenca Mediterránea. Tal es su antigüedad que las primeras referencias históricas del tomillo se encuentran en el antiguo Egipto, donde era utilizado como ungüento de embalsamiento y quemado como purificador del aire contra las epidemias. Posteriormente los griegos también conocieron sus propiedades medicinales para los males del pecho y  como excelente antiséptico.

Entre su composición destacan Timol (20-55%), p-Cimeno (14-45%), Carvacrol (1-10%)gamma-terpineno (5-10%), Borneol (8%) y Linalol(8%).

Entre sus propiedades cabe destacar su acción expectorante al aumentar la movilidad de los cilios bronquiales y fluidificar las secreciones bronquiales para favorecer su eliminación. Demostrado esta su actividad antiespasmódica, ya que ejerce un efecto relajante del músculo liso bronquial, evitando así el fenómeno de la tos.

En resumen, por sus propiedades antiespasmódicas, expectorante y antiséptico, el tomillo esta especialmente indicado en el tratamiento de ciertas afecciones de las vías respiratorias altas. De fecho, la prestigiosa Comisión E del Ministerio de Sanidad alemán, ha aprobado el uso de tomillo en síntomas de bronquitis, tos y catarros de las vías respiratorias.

El Aceite esencial de menta: Esta aceite esencial es un planta de la que existen datos desde la antigüedad; existen evidencias de su uso en el Antiguo Testamento, en el que nos dice que lo usaban para perfumar los habitáculos y para aliviar el espíritu. En el “papiro de Erbers” la consideran una  planta   preciosa y  sagrada para el dios de la medicina: Thot.

Entre su composición cabe destacar: Mentol (40-70%), Carvona (20-30%), y otros como el Cineol, Limoneno, Mentona, Pineno y Timol.

La menta es conocida  por su olor fresco, intenso y penetrante. Estas cualidades son percibidas por el sentido del olfato aportándonos una sensación de frescor y bienestar.

Entre las numerosas propiedades que se le atribuyen, es su poder antiséptico, su acción antiinflamatoria y analgésica (por acción principalmente del mentol) las más conocidas. La acción analgésica se cree que es debida a la relajación del músculo como consecuencia del bloqueo de los canales de calcio que se encuentran en las terminaciones nerviosas donde son responsables de la liberación de neurotransmisores que participan en el dolor.

En definitiva, los aceites esenciales, son sustancias que pueden emplearse en el tratamiento de afecciones de las vías respiratorias superiores que vienen acompañadas de dolor y afonía.

Tras conocer la naturaleza y los efectos de los aceites esenciales, pude comprender el por qué de los caramelos de menta en el bolso, el olor a tomillo de mi casa y el por qué de las gárgaras de limón.
Elastic Tits